miércoles, 22 de febrero de 2017

PERPLEJO

.

Autor: Desconocido


Se llenan las bocas de muchos nacionalistas, principalmente vascos, catalanes y gallegos, de palabras grandilocuentes y otras, como el vocablo "respeto." Exigen al común de los mortales no nacionalistas, respeto a sus teorías, a sus símbolos y lenguas.

Nos cuentan, que el primer vasco era pariente directo de Noe por parte de padre, sí, el bíblico Noe, la lengua catalana, dicen que hunde sus raíces en poco menos que los tiempos del hombre de Cro-Magnon. Ellos, los nacionalistas vascos y catalanes son los únicos españoles que sufrieron la dictadura de Franco, un Franco que les oprimió y persiguió como los romanos a los primeros cristianos, de lo que hay que deducir, que el resto estaban viviendo de maravilla, disfrutando del auge económico del turismo, las
inversiones del INI y en un oasis de libertad que terminaba a orillas del Ebro o en tierras aragonesas y navarras.

Sus enseñas, tienen origen inmemorial, caballeresco y legendario como no podía ser de otra forma. En el caso catalán, tras birlar el pendón al rey de Aragón, nos cuentan una película de duelos a caballo junto al mar, un guerrero herido de muerte, sangre y arena..., pero digo yo si el tal "Belloso" estaba junto al mar, tendremos que ir con mucho ojo los valencianos para que no nos afanen, la Real Señera, ya sabemos como se las gastan, el mar azul, "el Belloso", la arena, la sangre, jo.. que van a decir que es catalana. Se imaginan ustedes lo que fardarían los "migueletes," con nuestra Señera coronada, el Rat Penat y el Centenar de la Ploma.

Pero volvamos a la lengua, el glorioso y enigmático catalán que utilizaban para comunicarse, esos artistas rupestres, aficionados al costumbrismo de la época de los mamuts, evolucionó y dio origen al catalán-latín de Rómulo y Remo, que fue traído a la retrasada Hispania, territorio próximo a Cataluñum, con la expansión de la Republica Romana d' Esquerres, por un tribuno con bigote y de padre Guardium Civilis, llamado
Carotum, antecesor, de ya se pueden imaginar quien. Cataluñum, por arte de virivirloque, consiguió anexionar a la insignificante república, agrupándose ambos en una confederación, que dio origen al Imperio Catalano-romano, pero que hoy en día conocemos como Imperio Romano, debido a la manipulación histórica efectuada por Franco y su interés en humillar a los catalanes. La evolución del catalán, dio origen a distintas lenguas catalances, entre ellas un dialecto llamado valenciano que proporciono a Europa el primer siglo de oro literario, el siglo de oro catalán, evidentemente. Hoy en día y gracias al esfuerzo de políticos de ambas márgenes del río Cenia, dialecto y
lengua, ya son lo mismo y no hay diferencia apreciable, SEGÚN DICEN LOS INTERESADOS EN ELLO.

Ha seguido el libre y democrático Imperio Catalán, su avance imparable hacia la modernidad, y ha aportado distintas figuras en todos los ámbitos culturales y económicos. Así pues, tenemos que el maestro Rodrigo, nació en el Imperio, las figuritas de Lladró son fruto de unos emprendedores de Almassera (Imperio Catalán), Calatrava el famoso arquitecto de Benimamet una pedanía de Valencia, es el máximo exponente de la nueva arquitectura catalana, hasta la Albufera es un lago "molt maco," que se encuentra dentro de los confines del Imperio.

Bien pues los señores que nos venden y enseñan a nuestros hijos historias del calibre de la contada, exigen respeto para sus cosas y como ejemplo de él, han presentado en el Parlamento Español, enmiendas al Estatuto Valenciano, para que catalán y valenciano se afirme que son lo mismo y se actúe en consecuencia, para que los sentimientos mayoritarios de los valencianos, sean machacados adecuada y respetuosamente y la lengua valenciana, que esta sí, como está ampliamente demostrado, aportó el primer
siglo de oro de una lengua romance, sea borrada del mapa. Pero en su respetuoso afán, han conseguido el apoyo de otros grupos, tan exigentes y proveedores de respeto como el BNG, la Chunta aragonesista, Coalición Canaria y todo rescoldo nacionalista del mencionado parlamento.

Quiero ver a los señores nacionalistas gallegos, esos que utilizan la otra lengua dulce y melosa de la península, EL PORTUGUES, diciéndonos a los valencianos que hemos de dejar de hablar valenciano y hemos de hablar catalán, a los canarios que pronto hablarán árabe, como ZP siga mucho tiempo, argumentando la catalanidad de Valencia o a Labordeta cantando unajota catalano-aragonesa.

Nacionalistas del tres al cuatro, para ser respetado tienen primero que respetar, respeten a los vecinos y dejen sus ansias nacional socialitas, para su propia casa si sus habitantes gustan, en Valencia nos apañamos solitos.